Activos y Pasivos: Conoce las Diferencias y Similitudes

Para poder ahorrar de forma efectiva hay que tener activos. Y más importante: hay que saber distinguirlos de los pasivos. De la confusión entre activos y pasivos derivan muchos de los problemas que afectan las finanzas personales de los emprendedores.

Esta confusión viene dada muchas veces por los preconceptos errados que tenemos sobre ciertos elementos. Por ejemplo: ¿Las viviendas constituyen un pasivo o un activo? ¿Es el empleo un activo? ¿Guardar dinero en los bancos es mejor que invertirlo?

Sigue leyendo para conocer la respuestas a estas preguntas y aprender qué son los pasivos, qué son los activos y cómo mejorar tus finanzas personales. 

Qué es Un Activo Financiero

Podemos definir un activo financiero como todos aquellos bienes, propiedades y herramientas de una persona que pueden convertirse en dinero. 

Se trata de una forma de ahorrar que no implica guardar el dinero, sino convertirlo en instrumentos que resguarden su valor y lo protejan de la inflación, con el fin de obtener mejores beneficios a futuro. 

Suelen dividirse en tres tipos: 

  1. Los Fijos son aquellos bienes adquiridos con la intención de no venderlos a corto plazo, sino de utilizarlos; por ejemplo: la maquinaria de una empresa, nuestros vehículos y viviendas, entre otros. 
  2. Los Activos Corrientes, en cambio, son aquellos instrumentos de circulación a corto plazo que, sin embargo, nos sirven para generar ingresos o proteger el dinero que tengamos. Es el caso de nuestras cuentas de ahorro o de algún trabajo extra que asumimos para ganar dinero adicional. Sin embargo, los activos que realmente sirven para ahorrar dinero son los financieros.
  3. Los Activos Financieros son aquellos bienes e instrumentos diseñados y adquiridos con la intención de obtener un ingreso futuro superior al invertido originalmente. Son un medio para generar riqueza, para ahorrar efectivamente y para convertir el gasto de nuestro dinero en una forma de multiplicarlo. 

Sigue leyendo, porque más adelante te enseñaremos cómo identificar si tienes activos o pasivos y qué tipo de activos posees. 

Definición de Pasivo Financiero

Por su parte, un pasivo son todos los bienes e instrumentos que nos generan egresos constantes. Son las obligaciones de pago, las deudas, los compromisos adquiridos, los impuestos, las compras y gastos regulares que hacemos. 

Muchas personas no entienden que varias de las cosas que consideran un activo son, al menos mientras se tienen, un pasivo. 

Por ejemplo: un vehículo particular puede parecer un activo para una persona que lo compra con la finalidad de venderlo dos años después, apostando por una subida en el precio de los automóviles. 

Sin embargo, durante los dos años en que se posea el vehículo, requerirá de combustible, repuestos, mantenimiento y demás elementos que constituyen gastos; o sea, egresos.

Diferencias entre Activos y Pasivos

Activo y pasivo: principales diferencias
Atribución: Imagen de RawPixel en Pexels bajo licencia CCO 

Profundicemos en el tema: la diferencia central entre Activo y Pasivo es que los activos ponen dinero en tu bolsillo y hacen crecer tu riqueza, mientras que los pasivos te hacen gastar dinero, te evitan ahorrar y comprometen tus ingresos.

Los activos son ahorros, ingresos y riqueza. Los pasivos son gasto, deuda y egresos. Los activos suman dinero a tus finanzas personales; al contrario de los pasivos, que le quitan dinero a tu patrimonio y lo reducen.

De allí que debas preguntarte si aquello en lo que gastas dinero te genera beneficios o te proporciona gastos. 

¿Qué tienen en Común los Activos y Pasivos?

Sin embargo, pasivo y activo no son del todo diferentes, ya que tienen elementos en común. En principio, porque para adquirir ambos hay que gastar dinero. También, porque muchos activos pueden ser bienes materiales.

Allí está la principal similitud entre activo y pasivo: en ambos se gasta dinero para su adquisición. Pero, en un caso, el gasto es solo eso y, en el otro, el gasto se convierte en inversión. 

¿Cómo Saber Si Tienes Activos o Pasivos? Ejemplos Prácticos

¿Tienes dudas? Vamos a revisar algunos ejemplos prácticos. Comencemos por un caso típico: la compra de un teléfono celular. Si lo estamos comprando porque queremos renovar nuestro equipo o porque nos sentimos atraídos por un nuevo modelo que salió al mercado, se trata indudablemente de un pasivo. 

Pero si el teléfono lo compramos porque obtuvimos un nuevo trabajo que implica el uso del celular, entonces tenemos un activo, ya que el dinero gastado será compensado con el ingreso del nuevo trabajo.

Otro Ejemplo Válido para Identificar Activos y Pasivos

Otro ejemplo es el de la compra de una vivienda. Si compramos una vivienda para uso personal, estamos adquiriendo un activo fijo que nos puede durar toda la vida. Sin embargo, el mantenimiento y los servicios de la casa nos generarán egresos, por lo tanto tendremos un pasivo. 

Claro que, al ser propietarios del inmueble, siempre tendremos la opción de vender para obtener liquidez cuando sea necesario.

Por su parte, sí queremos hacer una inversión inmobiliaria o adquirimos la vivienda para luego rentarla, en este caso el enfoque cambia, ya que obtendremos un activo que nos generará mayores ingresos.

Aquí, deberemos tomar en cuenta factores distintos a los que consideramos cuando compramos una vivienda para nosotros.

Cuando compramos una vivienda para uso personal, nos centramos en nuestros gustos y necesidades. Mientras que al hacer una inversión inmobiliaria, tendremos que considerar factores que determinen la rentabilidad de la misma

Por ejemplo, que el sector donde se encuentra el inmueble está en crecimiento, ya que este punto puede significar, a futuro, que todas las viviendas de esa área elevarán su valor. 

También podemos considerar formar parte de un proyecto inmobiliario de largo alcance, como pueden ser los resorts, los desarrollos habitacionales cercanos a zonas industriales o un nuevo hotel que esté proyectado a mediano plazo, ya que estos te permiten percibir excelentes rendimientos. 

Invertir en bienes raíces es una decisión inteligente, pero todo dependerá de la intención con que se adquiera la propiedad. Lo recomendable, es asesorarse con expertos en la materia y hacer la inversión a través de ellos.

Ventajas de los Activos Financieros

Activo y pasivo: calculando el rendimiento de los activos financieros
Atribución: Imagen de RawPixel en Pexels bajo licencia CCO

La principal ventaja de los activos financieros es que los factores que marcan su rentabilidad no dependen de la suerte o accidentales fluctuaciones en el mercado. 

Estos instrumentos están diseñados específicamente para ganar dinero y, aunque es cierto que pueden fallar en su rendimiento, también lo es que invertir en ellos es mucho menos riesgoso que apostar por otras alternativas del mercado.

Entonces, ¿por qué las personas suelen rehusarse a adquirir activos financieros? La respuesta es simple: desconocimiento y miedo.

Desconocimiento de cómo funcionan estos instrumentos y de cómo minimizar el riesgo.. Miedo, porque se piensa que los activos financieros están solo al alcance de expertos e inversores profesionales. 

La mejor forma de vencer ambos prejuicios es adquirir la información necesaria y buscar los servicios de especialistas que nos guíen debidamente en el proceso.

Razones por las que Deberías Invertir en Activos Reales

Vivimos en una época en que es mucho más sencillo informarse sobre cómo invertir correctamente, pues disponemos de herramientas útiles para hacerlo con bajo riesgo. Porque los riesgos son inevitables, pero en el mundo de las finanzas lo que debe hacerse es minimizarlos lo más posible. 

La mejor forma de minimizar los riesgos es la información. Investiga cuáles son los instrumentos que están a tu alcance, busca los números de su rendimiento en el pasado y decide por aquellos que hayan mostrado un rendimiento más estable durante el mayor período de tiempo.

Una vivienda es un activo real y seguro, que te ofrece una ventaja que no tienen otros activos: la garantía de estar adquiriendo algo real que puede incrementar tus finanzas personales, incluso, sin recurrir a la venta del activo. En tal sentido, es un activo de rendimiento constante. 

Se puede hacer una inversión inmobiliaria e irla amortizando a través de su alquiler. Así, a medida que la vivienda gana valor en el mercado, también genera un ingreso frecuente. Arrendar una propiedad es una de las mejores formas de sacarle provecho y, al mismo tiempo, el arriendo no excluye la posibilidad de una venta a futuro. 

Podemos hacer una doble apuesta: por una parte, arrendar la vivienda e ir generando ingresos y, por otra, esperar el momento adecuado para venderla a un valor mucho más elevado que el invertido inicialmente. 

La principal razón para invertir en activos reales es que multiplican tu ingreso y son eficientes a la hora de ahorrar. Guardar dinero en el banco y trabajar duro son cosas muy loables, pero, si no inviertes tu dinero, difícilmente alcanzarás tus metas financieras a largo plazo. 

¿Cómo Comprar Activos?

Hay varias maneras de comprar activos. Desde adquirir acciones en la Bolsa, pasando por entrar en un fondo de inversiones, registrarte en sitios donde puedes hacer Forex, comprar criptomonedas o incluso contratar los servicios profesionales de un asesor financiero, que te ayude a poner tu dinero en los instrumentos más eficientes para aumentar su crecimiento. 

En todo caso, es bueno que sepas que no es tan difícil y que, incluso, el banco que usas cuenta con instrumentos que permiten empezar a adquirir activos de forma rápida y segura. 

Conclusión

Los activos son la base del ahorro efectivo y de la construcción de unas buenas finanzas personales. Es fundamental saber distinguir qué es un activo y pasivo para, luego, adquirir el conocimiento para comprarlos y comenzar a construir nuestra cartera de inversiones personales.

Allí está la clave para multiplicar nuestro dinero y cumplir nuestras metas y objetivos. 

Si te gustó este artículo, tal vez te interese:

Finanzas Personales: 6 Consejos para Ordenarte con Éxito

10 Libros para Emprendedores que Deberías Leer

Inversiones Inmobiliarias: Guía Paso a Paso para Comprar una Vivienda

¿Cómo Ahorrar Dinero? Estrategias para Elaborar un Plan Sostenible

Inversión Inmobiliaria: Puntos Clave a Analizar al Comprar una Vivienda

Compartir

Facebook
WhatsApp
Twitter
LinkedIn
Email

Conoce todos nuestros proyectos

Le invitamos a conocer más de los proyectos que unikapromotora tiene para usted.

Recibe nuevas Noticias

Déjanos tu correo electrónico y te enviaremos noticias nuevas al momento.

Recibe nuevas Noticias

Déjanos tu correo electrónico y te enviaremos noticias nuevas al momento.